Ir al contenido principal

Visita al Museo del Modernismo de Barcelona


Barcelona no sería Barcelona sin las joyas que se conservan de finales del siglo XIX y comienzos del siglo XX. En aquella época surgía el estilo modernista, tan efímero como elegante, tan sensual como colorista y tan brillante como sensible

Secreter de caoba, palo rojo, citrón de Ceylan y sicómoro. Obra de 1907 de Joan Busquets i Jané

La industria se modernizaba, los materiales mejoraban y los artesanos para trabajarlos se convertían en artistas. El hierro, la cerámica, el cristal, la madera y la piedra se convertían en lienzo, escultura y obra de arte y se moldearían de una manera hasta entonces nunca vista

Secreter de roble. Obra de 1905 de Antoni Gaudí i Cornet y Joan Busquets i Jané

La Belle Époque sería una etapa de creatividad y optimismo que daría lugar al Modernismo en Catalunya, al Art Nouveau en Francia y Bélgica, Modern Style en Gran Bretaña y Estados Unidos, Sezession en Austria y Bohemia, Jugendstil en Alemania o Liberty en Italia.


Corría el año 1902 cuando el arquitecto Enric Sagnier i Vilavecchia comenzaría las obras de la Fábrica textil Fabra Coats. Aquí se ubica en la actualidad el único Museo del Modernismo Catalán (MMBcn) del mundo. Dos plantas que muestran una colección iniciada hace 40 años por Fernando Pinós y María Guirao en su Galería de Arte Gothsland. El museo acoge 400 piezas únicas de las Artes Decorativas que abarcan desde mobiliario hasta esculturas, pasando por diferentes lienzos que muestran la sociedad modernista.

La primavera y verano del óleo “Las Cuatro Estaciones”. Obra de 1907 de Gaspar Camps i Junyent

En el MMBcn te espera la naturaleza representada en las obras de los artistas más conocidos, como Antoni Gaudí, Ramon Casas o Josep Llimona Bruguera, pero también obras más difíciles de encontrar, o por desgracia de artistas menos conocidos, que te sorprenderán igualmente. Atención a las obras de los Hermanos Maumejean, Gaspar Homar Mezquida, Eusebi Arnau, Joan Busquets i Jané o Lluís Graner i Arrufí.


En la primera planta del museo encontrarás muebles de exquisita belleza; paragüeros, sofás, sillas, camas, aparadores y mesas con decoración de marquetería y llenos de detalles. Mientras que en la planta inferior se ubican una selección de cuadros, esculturas y vidrieras. Bajo esta hermosa sala, con la característica bóveda catalana y columnas que recuerdan las del Palau de la Música Catalana, puede verse un vídeo donde se muestran escenas, rincones y obras de la Barcelona modernista.



Más información: Dirección: Carrer Balmes 48, 08007 Barcelona. Teléfono: 93 272 28 96. Entrada: 10 €. Horario: de martes a sábado de 10:30 a 19 h. Domingos y festivos de 10:30 a 14 h. Transporte: Autobús 7, 16, 17, 63, 67 y 68. Metro L2, L3 y L4 parada Passeig de Gràcia. L1 y L2 parada Universitat. Renfe parada Passeig de Gràcia o Catalunya. Web: Museu del Modernisme de Barcelona. El museo dispone de cafetería con máquinas de autoservicio y tienda.

Con motivo del 150 aniversario del nacimiento de Ramon Casas i Carbó, el Museo del Modernismo de Barcelona inaugurará una exposición temporal en marzo del 2016 y rutas guiadas para conocer la vida y obra de este artista catalán.

Si te gusta esta corriente artística, quizás quieras leer sobre el Museo Art Nouveau de Victor Horta situado en Bruselas o sobre la magnífica Villa Cavrois de Robert Mallet-Stevens.

Comentarios

Entradas populares de este blog

La Roca Foradada de Cantonigròs

Quizás para muchos la Comarca de Osona les suene bastante lejana y desconocida a pesar de que se encuentra en la provincia de Barcelona. Seguramente no es la región más visitada de Catalunya, pero esconde poblaciones encantadoras y lugares que parecen sacados de un cuento medieval. Nos encontramos en el interior, a 15 kilómetros de Vic (ciudad que recomiendo visitar) y a 80 kilómetros de la ciudad de Barcelona, pero os va a parecer otro mundo. 
Hoy toca calzarse las botas de montaña y colgarse la mochila bien aprovisionada de agua, tentempiés y espíritu de caminante. Atentos, ahora viene lo más difícil, situar en un mapa los nombres de Santa María de Corcó, L'Esquirol y Cantonigròs con la única intención de visitar La Roca Foradada. Seguramente hay que estar loco, para hacer una escapada sólo para ver un agujero en una pared de piedra, sí, aunque en defensa de mi cordura diré que no es un agujero cualquiera.
Junto al Campo de Fútbol de Cantonigròs encontraremos un sendero en baja…

Villa Quijano: El Capricho de Gaudí (Comillas, Cantabria)

Una de las primeras obras del arquitecto Antoni Gaudí, que se conservan en la actualidad, es la casa que diseñó para Máximo Díaz de Quijano. Un soltero acaudalado, concuñado de Antonio López López primer Marqués de Comillas, que necesitaba una villa de veraneo en Cantabria.
Corría el año 1883 (diez años antes de que se declarara el modernismo de Víctor Hortacomo estilo arquitectónico en Bruselas), en San Petersburgo se iniciaban las obras de la Iglesia de la Resurrección de Cristo, y dirigiendo la construcción que comenzaba en Comillas, se encontraba un compañero de promoción de Gaudí de la Escuela de Arquitectura de Barcelona: el arquitecto Cristóbal Cascante Colom. Con las órdenes que recibía de Gaudí desde Barcelona (el arquitecto se encontraba levantando la Casa Vicens y no podía desplazarse hasta Comillas) y con una minuciosa maqueta y multitud de planos detallados se creó El Capricho de Gaudí que se terminaría en 1885. La casa destaca por su llamativo color y esa reminiscenci…

La Alhambra de Granada: nuestra joya nazarí

MuhammadI fundó en el año 1238 una nueva dinastía; la DinastíaNazarí que construiría la ciudad más hermosa de la Península Ibérica. El últimoreinomusulmán de Occidente en Europa duraría hasta el año 1492, dejando para la posteridad uno de los monumentos más bellos del mundo: la AlhambradeGranada. Es el legado musulmán más apreciado de la arquitectura islámica en Europa y una de las joyas más exquisitas del arte nazarí.

La Alhambra de Granada está situada sobre una colina llamada Sabika que ya desde época romana había sido habitada y de la que destacaba la riquezadeagua y una particular tierra arcillosa de colorrojo. Dicen que la tonalidad de la tierra pudo dar nombre al conjunto: al-Qalaal-Hamra que significa “Fortaleza Roja”, pero hay quien dice que el nombre le viene de las antorchasyfogatasencendidas por la noche, para seguir trabajando en su construcción. La generosidad de la tierra y la abundancia de agua aseguró cosechas, frutales, huertas y jardines. Y después de tantos siglo…