Ir al contenido principal

Calle Sierpes: la arteria comercial de Sevilla


La Calle Sierpes de Sevilla es una famosa arteria comercial y calle peatonal, llena de ajetreo y vida al más puro estilo sevillano.

Aquí se encuentran un buen puñado de tiendas interesantes que elegidas con tino pueden hacer del recorrido un paseo entretenido.

En el número 1 se encuentra la famosa Confitería La Campana. Está siempre a tope de clientela, de día y de noche, unas mesas en el exterior invitan a contemplar el ir y venir de la población. Se fundó en el año 1885 y dicen que durante todo este tiempo ha abastecido a la Casa Real de caramelos, bombones, dulces, pastas y frutas en almíbar.

Justo enfrente se ha instalado La Cure Gourmande; otra tienda de venta de dulces, galletas y chocolates tradicionales, esta vez provenientes del sur de Francia. Es una gran tentación para golosos y han cuidado mucho la decoración y el ambiente. Las estanterías son de madera, las cajas están decoradas con estilo entre campestre y hogareño. Las bomboneras son de aspecto antiguo y se respira un toque a “repostería de la abuela” que es imposible entrar y no cometer algún pecadillo.

Continuando hasta el número 19 encontramos la relojería El Cronómetro que luce una fachada decorada con paneles de madera tallada que recuerda al estilo Art Nouveau de comienzo del siglo XX.

En el número 25 de la Calle Sierpes se encuentra la Librería Beta; lo mejor es entrar y comprobar que está ubicada dentro de un antiguo teatro. Han conservado la platea y el escenario con las gruesas cortinas de terciopelo rojo características de los auditorios. Es un local muy original donde además se pueden encontrar toda clase de libros raros y poco comunes, desde guías de Sevilla o de tauromaquia hasta los típicos libros de bolsillo y algunos libros técnicos.

Para rematar el paseo y las compras puedes acercarte a echar un vistazo a la tienda de regalos Juan Toronda Blasfor Sierpes; aquí se pueden encontrar entre hermosos mantones bordados; estatuas de vírgenes, abanicos, muñecas sevillanas y figuras de porcelana de la marca Lladró. Una tienda de souvenirs de alto standing.

Son comercios que destacan por su estilo antiguo y cálido, frente a un centenar de tiendas de estilo moderno y minimalista que llenan esta calle. Miguel de Cervantes hizo universalmente famosa la "Calle de la Sierpe" en el siglo XV, al nombrarla en la comedia "El rufián dichoso", pero el origen del nombre de esta calle que aún conserva encanto añejo es variado. En esta calle residió Don Álvaro Gil de la Sierpe que podía haberle dado nombre. Una antigua barbería-botica con el símbolo de una serpiente (sierpe) o la existencia del Mesón de la Sierpe son otros de los argumentos que rodean a la historia de una de las calles más concurridas de toda Sevilla.

Si te apetece descansar de tu visita a Sevilla nada mejor que el Parque de María Luisa.

Comentarios

Los viajes más populares

Abadía de Saint-Savin-sur-Gartempe: la Capilla Sixtina del Arte Románico

Bóveda de la nave central Seguimos con nuestros artículos de viaje sobre la región francesa de Nouvelle-Aquitaine. Tan sólo a 50 Km. de Poitiers se encuentra la excepcional Abadía de Saint-Savin . El monasterio fue construido alrededor del año 820 por orden del Rey de Aquitania Ludovico Pío , hijo de Carlomagno . Las guerras de religión del siglo XVI y el pillaje hicieron desaparecer algunos edificios abaciales de la Edad Media y el claustro. Pero afortunadamente se conservó uno de los ciclos de pinturas románicas más extenso y mejor conservado de Europa de los siglos XI y XII que vale la pena visitar. La Embriaguez de Noé En 1983 la Abadía de Saint-Savin-sur-Gartempe fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Sus magníficas pinturas murales de los siglos XI y XII están consideradas la " Capilla Sixtina del Arte Románico ". Las pinturas de Saint-Savin, a medio camino entre el fresco y el temple, presentan una gama de color reducida a 5 tonalidad

Sana’a: la ciudad más hermosa y antigua del mundo

Cuando se tiene la suerte de poder emprender un viaje, al documentarse uno siempre tiene la impresión de estar delante de: el lugar más poblado, el edificio más antiguo, el puente más alto, el río más caudaloso o el mar más profundo. Realmente no puedo afirmar si Sana’a es la ciudad más antigua del mundo , pero sin dudarlo sé, que es la capital más hermosa de todas las que he visitado. Sana’a es la capital histórica y política de la República del Yemen, está situada en la provincia o gobernación del mismo nombre. Ubicada estratégicamente en la ruta de Adén a La Meca, al pie de las montañas de Djebel Nogoum (2.892 m.) y Djebel Ayban (3.194 m.), en una meseta a 2.300 metros de altitud al noroeste del país. Ciudad Antigua de Sana'a El nombre de Sana’a significa “plaza fortificada”, su estilo arquitectónico es inigualable y enamora perdidamente a todo el que la contempla. Esta joya arquitectónica del mundo musulmán, presenta el típico aspecto de las ciudades de la Peníns

Moissac: tesoro del arte románico francés

San Pedro de Moissac Moissac forma parte de la Asociación de "Ville d'Art et d'Histoire" (Ciudad de Arte e Historia) y "Villes et Villages Fleuris" (Ciudades y Aldeas Floridas) con tres flores, pero por encima de todo es un lugar destacado del arte románico en Francia . Cruce de caminos terrestres y fluviales; Moissac es parada de peregrinos hacia Compostela y fue parada de comerciantes que surcaban las aguas entre el Tarn y el Garona. Hoy sobrevive milagrosamente después de que la compañía ferroviaria del sur recibiera en 1855 el permiso para destruir el comedor de la abadía para hacer pasar la vía del tren. Tímpano de la Iglesia de San Pedro de Moissac La Abbaye de Saint-Pierre (Abadía de San Pedro) de Moissac fue fundada en una fecha incierta, pero se menciona su existencia en documentos de la época carolingia y hay quien la sitúa en el año 650. En el siglo XI, la Abadía de San Pedro de Moissac forma parte de la orden benedictina clunia

Villa Quijano: El Capricho de Gaudí (Comillas, Cantabria)

Una de las primeras obras del arquitecto Antoni Gaudí , que se conservan en la actualidad, es la casa que diseñó para Máximo Díaz de Quijano . Un soltero acaudalado, concuñado d e Antonio López López primer Marqués de Comillas , que necesitaba una villa de veraneo en Cantabria. Corría el año 1883 (diez años antes de que se declarara el modernismo de Víctor Horta como estilo arquitectónico en Bruselas), en San Petersburgo se iniciaban las obras de la Iglesia de la Resurrección de Cristo , y dirigiendo la construcción que comenzaba en Comillas, se encontraba un compañero de promoción de Gaudí de la Escuela de Arquitectura de Barcelona: el arquitecto Cristóbal Cascante Colom . Con las órdenes que recibía de Gaudí desde Barcelona (el arquitecto se encontraba levantando la Casa Vicens y no podía desplazarse hasta Comillas) y con una minuciosa maqueta y multitud de planos detallados se creó El Capricho de Gaudí que se terminaría en 1885. La casa destaca por su llamativo color

Empúries: puerta de entrada de griegos y romanos

La ciudad griega de Emporion se desarrolló desde el siglo VI a.C. hasta la llegada de los romanos en el año 218 a.C. Los griegos fundaron Emporion , actual Empúries, alrededor del 575 a.C. dejándonos el vestigio griego más importante de la Península Ibérica . Aquella importante colonia griega iniciada con un pequeño asentamiento conocido con el nombre de Palaiápolis (ciudad vieja) se encontraba en un promontorio del Golfo de Roses donde hoy se encuentra el pueblo de Sant Martí d’Empuries. Años después se convertiría en la Neápolis (ciudad nueva) y en un destacado enclave comercial a orillas del Mediterráneo llamado Emporion que en griego significa mercado. Gracias a la incesante actividad comercial de los griegos, hasta Emporion llegaban comerciantes de Massalia (actual Marsella), Aiboshim (Ibiza), Alejandría y Cartago. Emporion: importante lugar de comercio La estatua de Asclepios preside el templo del Asclepeion de Empúries Empúries es el yacimiento arqueológico