Ir al contenido principal

Limoges: capital creativa de Nouvelle-Aquitaine y ciudad de la porcelana

Cathédrale Saint-Étienne
Desde el Jardín Botánico se obtiene una magnífica vista de los arbotantes de la catedral de Limoges

Limoges es conocida como la capital francesa de la porcelana desde que en 1768 se descubrió en sus alrededores abundantes yacimientos de caolín. En las canteras de Marcognac se extrae el componente necesario para la fabricación de porcelana de gran calidad y blancura. Desde 2017 Limoges es una de las 180 ciudades del mundo que actualmente forman la Red de Ciudades Creativas de la UNESCO y es la capital creativa de Nouvelle-Aquitaine.

Barrio de la Cité

Cathédrale Saint-Étienne
Catedral de Limoges
El Barrio de la Cité o barrio de la catedral se desarrolló desde el siglo III en la zona elevada del Puy Saint-Étienne. Hasta aquí llegó San Marcial; el primer obispo de Limoges que hizo construir la primera iglesia episcopal. En la Place Saint-Étienne se encuentra la catedral de Limoges. La Cathédrale Saint-Étienne fue construida en granito entre 1273 y 1888 sobre los cimientos de una catedral románica levantada en el año 1095. 

Cathédrale Saint-Étienne
Capilla de Santa Valeria de Limoges y del Santísimo Sacramento
Así que el estilo de la catedral es una mezcla de partes románicas (cripta y los 3 niveles inferiores del campanario) y góticas. En el interior destacan varias capillas que han conservado las pinturas murales originales, las vidrieras del siglo XIX, una Virgen con Niño en esmalte y orfebrería obra de la artista Léa Sham’s y Alain Duban de 2009.

Jardín Botánico
Jardín Botánico de Limoges
Junto a la catedral se encuentra el Palacio Episcopal del siglo XVIII que acoge el Museo de Bellas Artes de Limoges. En su interior alberga una excepcional colección de esmaltes, antigüedades egipcias y pinturas de Auguste Renoir que nació en Limoges el 25 de febrero de 1841 (en el 71 del Boulevard Gambetta). El edificio está rodeado por el Jardín Botánico, cuya creación se remonta al siglo XVIII, junto a la orilla del río La Vienne. ¡Un lugar perfecto para pasear!

Rue de la Règle
En la Rue de la Règle se encontraba la vieja Abadía de la que se conserva la bodega subterránea
La Rue du Rajat es el antiguo corazón del Barrio de las Lavanderas, en un nicho encontrarás a su patrona: Notre-Dame du Peiteu. A su alrededor se han conservado varias calles adoquinadas de la Edad Media, como la Rue de la Règle donde destacan varias casas de entramado de madera.

Barrio histórico del Castillo: la Ville Haute

Rue de la Boucherie
La Rue de la Boucherie es una de las calles más bonitas de Limoges, parada obligatoria del Camino de Santiago
El centro histórico de Limoges late con fuerza desde el siglo XII en el Barrio de la Boucherie donde destacan hermosas casas de entramado de madera. Varias calles peatonales invitan a descubrir los rincones medievales de la ciudad. No te pierdas la preciosa Rue de la Boucherie que aún conserva los ganchos para colgar la carne en la puerta de las carnicerías. La Calle de los Carniceros es una de las calles más bonitas de Limoges.

Capilla Saint Aurélien
Capilla Saint Aurélien
Al final de la calle encontrarás la pequeña Capilla Saint Aurélien, construida por el Gremio de carniceros en 1475 en estilo gótico flamígero. A la derecha de la puerta de entrada se conserva una cruz de piedra del siglo XIV. En su interior conserva un retablo barroco y las reliquias de San Aureliano; segundo obispo de Limoges y patrón de los carniceros.

Trompe-l’oeil Cobaty
Detalle del Mural Cobaty en Place de la Motte 
En la Place de la Motte se encontraba entre el siglo X y el XIII el antiguo castillo del Vizconde de Limoges. Hoy sólo queda el Trompe-l’oeil Cobaty; un mural donde se ha representado la historia de Limoges. Frente a este espacio se yergue otro castillo, pero de metal y cristal; es el Mercado Central. El modero edificio cubierto fue construido en 1889 inspirado en las construcciones de Gustave Eiffel. Les Halles Centrales de Limoges están decoradas con 328 paneles de porcelana.

Église Saint Michel des Lions
Iglesia Saint Michel des Lions y estatua de San Marcial
La Église Saint Michel des Lions fue construida entre el siglo XIV y XV con granito en estilo gótico tardío. El campanario de 70 metros de altura está coronado desde 1824 por una bola de cobre. La puerta de entrada está presidida por dos leones de piedra de época galorromana. En su interior se custodian desde 1790 las reliquias de San Marcial; cuya estatua preside la fuente situada frente a los leones. Si encontráis la iglesia abierta, ¡entrad! Estoy segura que os sorprenderá.

Cour du Temple
Cour du Temple
Otro de los lugares que no os podéis perder en Limoges es el Cour du Temple; un patio medieval del siglo XVII rodeado de casas con entramado de madera y arcadas de granito donde ahora se ubican cafés y restaurantes. Se accede por el nº 21 Rue du Temple que recuerda el antiguo recinto amurallado del siglo XI.

Pavillon du Verdurier
Detalle de la decoración del Pavillon du Verdurier
En la Rue Jean Jaurès se conservan magníficos edificios Art Déco de 1930 como el situado en el nº 6 construido por Paul Villemain y Louis Mandon-Joly o el del nº 29; obra de Adolphe Tuiller. Muy cerca en la Place Saint Pierre se encuentra un hermoso pabellón octogonal de 1920: el Pavillon du Verdurier. Construido por el arquitecto Roger Gonthier a modo de frigorífico para conservar la carne congelada procedente de Argentina. Destaca la decoración de mosaico Art Nouveau y la geometría de líneas Art Déco.

Musée National Adrien Dubouché

Musée National Adrien Dubouché
En el Museo Adrien Dubouché hay piezas de Pablo Picasso, Fernand Léger o Jeff Koons
En el Boulevard Louis Blanc se encuentran escaparates llenos de piezas de porcelana y esmaltes con diseños clásicos y vanguardistas. Mientras recorremos Limoges veremos pilonas en las calles con piezas de cerámica y adoquines que son restos del material utilizado en los hornos de cocción. Pero si hay un lugar de visita imprescindible en esta ciudad que es único, es el Musée National Adrien Dubouché que exhibe la mayor colección de piezas de porcelana de Limoges del mundo. En el Museo de la Porcelana de Limoges se respira el mundo de la cerámica mucho antes de entrar (fijaos en las letras del nombre del museo). El coleccionista de arte y mecenas Adrien Dubouché creó en este lugar, una escuela de artes decorativas en 1868. Así que las aulas de aquella escuela sirven hoy de salas de exposición para el museo.

Musée National Adrien Dubouché
La porcelana de Limoges puede necesitar hasta 16 cocciones diferentes hasta estar terminada
El recorrido del museo se inicia con las diferentes técnicas y máquinas antiguas para la fabricación de la cerámica. En el nivel I encontramos la exposición dedicada a la historia de la cerámica, expuesta de forma cronológica, desde la antigüedad hasta el siglo XVIII. Aquí podemos encontrar cerámica griega, mayólicas italianas del Renacimiento, obras maestras de la porcelana china, azulejos de la Edad Media, objetos de porcelana de Delf y de Meissen.

Musée National Adrien Dubouché
En el nivel III se encuentra la mayor colección de cerámica de Limoges del mundo
El nivel II está reservado a la cerámica realizada desde el siglo XIX hasta nuestros días. Aquí destaca la colección personal de Adrien Dubouché que reúne piezas neoclásicas, románticas, impresionistas, Art Nouveau y Art Déco. En el último nivel, se expone la excepcional colección de porcelana de Limoges que abarca desde el siglo XVIII hasta finales del siglo XIX. Destacan las piezas Grain de riz que son la culminación de la maestría de los artesanos de la porcelana de Limoges.

Más información: Musée National Adrien Dubouché. Dirección: 8 bis Place Winston Churchill, 87000 Limoges. Teléfono: +33 (0) 555 330 850. Horario: de miércoles a lunes de 10 a 12:30 h. y de las 14 a las 17:45 h. Entrada: 7 €. Entrada gratuita con Limoges City Pass. Cómo llegar: Autobuses nº 6 y nº 8. Web: Musée National Adrien Dubouché.

Festival Toques & Porcelaine

Festival Toques & Porcelaine
En el Festival Toques & Porcelaine puedes encontrar gastronomía y objetos de porcelana
Cada dos años, el penúltimo fin de semana del mes de septiembre, tiene lugar el Festival Toques & Porcelaine de Limoges. Un festival que reúne a los mejores chefs con los diseños de los geniales porcelanistas. Así es como el recorrido gourmand se convierte en una explosión de color y creatividad que se acompañan de productores locales, artesanos y granjeros. Se realizan conferencias gratuitas, demostraciones culinarias, degustación de vino (25 €) y mercado de productos.

Dónde comer en Limoges

La Gauloise
Los licores de La Gauloise pueden tomarse mezclados con el café o solo con hielo
En Limoges se debe probar el cordero Baronet y la carne de vacuno Limousin (aunque también encontrarás pato, cerdo y cordero de la región de excelente calidad). Uno de los productos locales con varios premios nacionales y reconocimientos es el licor de La Gauloise elaborado con plantas desde 1789 y cuya tradición se remonta a las legiones romanas. La Gauloise es la única destilería que queda en Limoges de las 48 que existían a principios del siglo XX. Sus alambiques del siglo XIX aún destilan licores, digestivos y vinos de aperitivo que valen la pena probar.

Restaurant La Cuisine du Cloître

La Cuisine du Cloître
Tartare de tomate con mejillones de Mont Saint-Michel
La Cuisine du Cloître está regentado desde 1988 por el Chef Guy Queroix, natural de Limoges, aunque ha trabajado en París, Londres, Seúl y Japón. Guy Queroix se ha traído un poco de la filosofía asiática y en sus platos encontrarás también un toque de esencia oriental. El restaurante de La Cuisine du Cloître se encuentra en un antiguo convento femenino del siglo XVII del que conserva el claustro (que se ha acondicionado como comedor) y parte de una iglesia del siglo XII (donde se ubica la cocina). 

La Cuisine du Cloître
Suprema de pollo con lecho de col lombarda, higo y uva
Aquí podrás disfrutar de cocina de temporada con toques originales. El menú es único y cambia cada semana, aunque puedes elegir la cantidad que quieres comer (en Francia se conocen como Formule y se componen de 2, 3, 4 o 5 platos). Nosotros pudimos probar: de entrante chorizo de pato con bocaditos de cheddar y de primero tartare de tomate con mejillones de Mont Saint-Michel

La Cuisine du Cloître
Tartaleta de arándanos y merengue
De segundo nos sirvieron suprema de pollo con lecho de col lombarda, higo y uva y de postre tartaleta de arándanos y merengue. En Francia es común acompañar el café con algo dulce llamado mignardises, en esta ocasión fueron mini-magdalenas de miel con una onza de chocolate con almendra y caramelo. En La Cuisine du Cloître además de cuidar de la calidad de los ingredientes, sienten especial devoción por la vajilla que utilizan. ¡Y como no podía ser de otra manera! es porcelana de Limoges.

Más información: La Cuisine du Cloître. Dirección: 6 Rue des Allois, 87000 Limoges. Teléfono: +33 (0) 555 102 829. Horario: de 12 a 13:45 h. y de 20 a 21:45 h. Menú mediodía: 2 platos (22 €). Menú noche: 3 platos (37 €), 4 platos (49 €) y 5 platos (57 €). Web: La Cuisine du Cloître.

Dónde dormir en Limoges

Best Western Plus Hôtel Richelieu ****

Best Western Plus Hôtel Richelieu
Best Western Plus Hôtel Richelieu
Si buscas un hotel respetuoso con el medio ambiente, éste posee la certificación ecológica europea Ecolabel. El Hôtel Richelieu de 46 habitaciones se encuentra en una antigua residencia señorial de los años 30, ubicada muy cerca del centro de Limoges. Las habitaciones son silenciosas y espaciosas; igual que el baño. Encontrarás botellas de agua mineral gratuitas de bienvenida en el mini-bar. Disponen de restaurante, sala fitness, aparcamiento privado y conexión wifi.

La reserva de hotel con Limoges City Pass tiene un 50% de descuento para la segunda noche de estancia. La tarjeta se puede adquirir online a través de la página web de la Oficina de Turismo de Limoges.

Más información: Hotel Best Western Plus Hôtel Richelieu. Dirección: 40 Avenue Baudin, 87000 Limoges. Teléfono: +33 (0) 555 342 282. Habitaciones: desde 72 € la noche. Web: Hotel Best Western Plus Hôtel Richelieu.



Toda la información generada en redes sociales durante mi viaje a Limoges puede consultarse a través de los hashtags #destinationNA #SuroestedeFrancia #LimogesTourisme

Más información: Oficina de Turismo de Limoges. Dirección: 12 Boulevard de Fleurus, 87000 Limoges. Teléfono: +33 (0) 555 344 687. Horario: julio y agosto de lunes a sábado de 10 a 19 h. Domingos y festivos de 10 a 13 h. Resto del año de lunes a sábado de 10 a 17:30 h. Domingos y festivos de 10 a 13 h. Web: Oficina de Turismo de Limoges.

Comentarios

Entradas populares de este blog

La Roca Foradada de Cantonigròs

Quizás para muchos la Comarca de Osona les suene bastante lejana y desconocida a pesar de que se encuentra en la provincia de Barcelona. Seguramente no es la región más visitada de Catalunya, pero esconde poblaciones encantadoras y lugares que parecen sacados de un cuento medieval. Nos encontramos en el interior, a 15 kilómetros de Vic (ciudad que recomiendo visitar) y a 80 kilómetros de la ciudad de Barcelona, pero os va a parecer otro mundo. 
Hoy toca calzarse las botas de montaña y colgarse la mochila bien aprovisionada de agua, tentempiés y espíritu de caminante. Atentos, ahora viene lo más difícil, situar en un mapa los nombres de Santa María de Corcó, L'Esquirol y Cantonigròs con la única intención de visitar La Roca Foradada. Seguramente hay que estar loco, para hacer una escapada sólo para ver un agujero en una pared de piedra, sí, aunque en defensa de mi cordura diré que no es un agujero cualquiera.
Junto al Campo de Fútbol de Cantonigròs encontraremos un sendero en baja…

Villa Quijano: El Capricho de Gaudí (Comillas, Cantabria)

Una de las primeras obras del arquitecto Antoni Gaudí, que se conservan en la actualidad, es la casa que diseñó para Máximo Díaz de Quijano. Un soltero acaudalado, concuñado de Antonio López López primer Marqués de Comillas, que necesitaba una villa de veraneo en Cantabria.
Corría el año 1883 (diez años antes de que se declarara el modernismo de Víctor Hortacomo estilo arquitectónico en Bruselas), en San Petersburgo se iniciaban las obras de la Iglesia de la Resurrección de Cristo, y dirigiendo la construcción que comenzaba en Comillas, se encontraba un compañero de promoción de Gaudí de la Escuela de Arquitectura de Barcelona: el arquitecto Cristóbal Cascante Colom. Con las órdenes que recibía de Gaudí desde Barcelona (el arquitecto se encontraba levantando la Casa Vicens y no podía desplazarse hasta Comillas) y con una minuciosa maqueta y multitud de planos detallados se creó El Capricho de Gaudí que se terminaría en 1885. La casa destaca por su llamativo color y esa reminiscenci…

La Alhambra de Granada: nuestra joya nazarí

MuhammadI fundó en el año 1238 una nueva dinastía; la DinastíaNazarí que construiría la ciudad más hermosa de la Península Ibérica. El últimoreinomusulmán de Occidente en Europa duraría hasta el año 1492, dejando para la posteridad uno de los monumentos más bellos del mundo: la AlhambradeGranada. Es el legado musulmán más apreciado de la arquitectura islámica en Europa y una de las joyas más exquisitas del arte nazarí.

La Alhambra de Granada está situada sobre una colina llamada Sabika que ya desde época romana había sido habitada y de la que destacaba la riquezadeagua y una particular tierra arcillosa de colorrojo. Dicen que la tonalidad de la tierra pudo dar nombre al conjunto: al-Qalaal-Hamra que significa “Fortaleza Roja”, pero hay quien dice que el nombre le viene de las antorchasyfogatasencendidas por la noche, para seguir trabajando en su construcción. La generosidad de la tierra y la abundancia de agua aseguró cosechas, frutales, huertas y jardines. Y después de tantos siglo…