Ir al contenido principal

¿Qué comprar en la India?



Sin dudarlo a las mujeres os recomiendo que compréis ropa, pero no de cualquier tipo. Venid cargadas de Salwar Kameez y al menos un sari: el “traje” tradicional femenino de la India.

No son la misma prenda, hay sutiles diferencias que hacen que el Salwar Kameez sea mucho más práctico y más utilizado por las mujeres hindúes. También puede llevarse en Occidente si te gusta la ropa étnica, yo lo hago. El Salwar Kameez consiste en un pantalón más o menos ancho, que se estrecha en los tobillos y que suele estar decorado con bordados justo en esa parte. Se llevan bajo una camisa-túnica, cuyo largo exacto y el grado de ajuste dependen básicamente de la moda del momento y del fabricante. Lo normal es que llegue hasta las rodillas y gracias a sus aberturas laterales deja bastante movilidad y es muy práctico.

Suele confeccionarse con un suave hilo de algodón que resulta de lo más fresco en verano. Existen cientos de colores y estampados así que no es difícil de combinar con nuestra ropa veraniega más convencional. Es tan cómodo que es ideal también como “uniforme viajero” ya que ofrece la posibilidad de ir bien vestida, confortablemente fresca y sin llamar la atención en países que requieren algo más de “recato”. En la actualidad el Salwar Kameez es utilizado mucho en la zona del Punjab (el norte de la India) y en zonas adyacentes y ha ido tomando adeptas desde que en 1980 lo empezaran a utilizar las jóvenes hindúes en las ciudades. Se pueden conseguir en los mercados por dos euros, de ahí que vengáis con una maleta llena de ellos, aunque sea para regalar.

El sari se utiliza en casi todas las regiones de la India, tanto en zonas rurales como zonas urbanas, y por todas las clases y grupos religiosos del país. Existen más de cien formas distintas de llevar el sari auténtico, que consiste en una pieza de tela de algodón o seda sin costuras que se envuelve en torno al cuerpo. Lo utilizan las mujeres indias de todas las edades, incluso las ancianas, como prenda básica. El sari presenta dos dimensiones: el largo que varía entre 1.8 y 8.2 metros y el ancho de 0.6 a 1.2 metros. Los saris presentan una enorme variedad de tramas, colores e hilos metálicos. La forma de colocarse el sari refleja en algunos casos la procedencia geográfica. En la actualidad, casi todos los saris se llevan sobre dos prendas inferiores opacas: el choli, que es la blusa corta y ajustada que cubre el pecho y casi siempre la parte superior del brazo y la espalda, y una enagua larga que cubre la parte inferior del torso y las piernas. El sari es una prenda vistosa para lucir en ocasiones especiales, es muy elegante y favorece la figura femenina.

Hay muchos recuerdos que traerse de la India, pero los tejidos son uno de mis preferidos.

Comentarios

loli ha dicho que…
Yo salgo para la India el lunes 14/4/2014 y me ha sido util tu blog. Gracias
Planeta Dunia ha dicho que…
Me alegro Loli que mi blog te haya ayudado en tu próximo viaje. Disfruta de la India; va a ser toda una experiencia, estoy segura.

Los viajes más populares

Soy una Oficina de Turismo y quiero organizar un blogtrip

Hola Oficina de Turismo ¿estás pensando en organizar un blogtrip? ¿no sabes cómo hacerlo? Quizás hablando conmigo podamos resolver algunas dudas y que conozcas mejor, mi punto de vista del lado blogger (el lado oscuro). ¿Empezamos? Hoy vamos a hacerlo bien, con introducción e ideas claras, en el próximo post, os diré, lo que hacen mal las Oficinas de Turismo cuando organizan un blogtrip, (me he venido arriba, perdonádmelo). (Con mis compañeros de blogtrip #LourdesPyrénées, aquí hubo mucha acción) Qué es un blogtrip Los blogtrips no son nuevos, vienen influenciados de los Press Trip (viajes de prensa) o Fam Trip (viajes de familiarización para las Agencias de Viaje) que aún se siguen haciendo, y que reúnen periodistas o agentes de viaje respectivamente, para la misma misión que un blogtrip: conocer en primera persona aquello que quieres divulgar . ¿Pero eso ya lo sabías, verdad? Si vives en una preciosa localidad, pero no consigues activar la economía, ni el turismo

Villa Quijano: El Capricho de Gaudí (Comillas, Cantabria)

Una de las primeras obras del arquitecto Antoni Gaudí , que se conservan en la actualidad, es la casa que diseñó para Máximo Díaz de Quijano . Un soltero acaudalado, concuñado d e Antonio López López primer Marqués de Comillas , que necesitaba una villa de veraneo en Cantabria. Corría el año 1883 (diez años antes de que se declarara el modernismo de Víctor Horta como estilo arquitectónico en Bruselas), en San Petersburgo se iniciaban las obras de la Iglesia de la Resurrección de Cristo , y dirigiendo la construcción que comenzaba en Comillas, se encontraba un compañero de promoción de Gaudí de la Escuela de Arquitectura de Barcelona: el arquitecto Cristóbal Cascante Colom . Con las órdenes que recibía de Gaudí desde Barcelona (el arquitecto se encontraba levantando la Casa Vicens y no podía desplazarse hasta Comillas) y con una minuciosa maqueta y multitud de planos detallados se creó El Capricho de Gaudí que se terminaría en 1885. La casa destaca por su llamativo color

La decepción de generar contenido para los demás

Antecedentes El 16 de mayo del 2008 empecé a generar contenido para el portal de Viamedius (en la actualidad Viajeros Mira y Vuela) pagaban la friolera de 1 € por cada nueva entrada. Así que con 148 relatos de viajes y 3.689 opiniones publicadas durante cinco años ¡estoy forrada! Como el dinero no era un problema para mí estando en paro, pues en abril del 2009 me hice voluntaria de Amics de la UNESCO en Barcelona y por un tiempo me dediqué a publicar en castellano y en catalán sobre los fantásticos viajes que hacían los socios. Desde marzo a diciembre del 2010 generé contenido para los blogs patrocinados por los laboratorios ESTEVE llamados La vida en positivo y Antes de viajar (en la actualidad desaparecidos). Cuando Altaïr me aceptó como “redactora” en mayo del 2011, no me decepcionó saber que no pagaban nada. Era cuestión de “trueque”, ellos me regalaban su revista (que la vecina se encargaba de robarme del buzón) y a cambio generaba contenido para el blog

La Alhambra de Granada: nuestra joya nazarí

La rendición de Granada Muhammad I fundó en el año 1238 una nueva dinastía; la Dinastía Nazarí que construiría la ciudad más hermosa de la Península Ibérica. El último reino musulmán de Occidente en Europa duraría hasta el año 1492, dejando para la posteridad uno de los monumentos más bellos del mundo: la Alhambra de Granada . Es el legado musulmán más apreciado de la arquitectura islámica en Europa y una de las joyas más exquisitas del arte nazarí. La Alhambra de Granada desde la Carrera del Darro La Alhambra de Granada está situada sobre una colina llamada Sabika que ya desde época romana había sido habitada y de la que destacaba la riqueza de agua y una particular tierra arcillosa de color rojo . Dicen que la tonalidad de la tierra pudo dar nombre al conjunto: al-Qala al-Hamra que significa “Fortaleza Roja”, pero hay quien dice que el nombre le viene de las antorchas y fogatas encendidas por la noche, para seguir trabajando en su construcción

¿Quieres salir con un blogger de viajes? Atente a las consecuencias

¿Has pensado alguna vez en salir con un blogger de viajes? Si es así deberías saber ciertas manías, tribulaciones y vicios que tenemos y que en la mayoría de los casos hace que la convivencia sea dura, difícil y casi imposible, ahí van algunas de las consecuencias de salir con un blogger de viajes: - Madrugamos ¡y mucho!. No importa si el avión sale a las 3:45 de la madrugada o hay que estar en el aeropuerto a las 5:15, un blogger de viajes despierta ilusionado ante un vuelo sea la hora que sea, no hay sitio para lamentos, una cabezadita más o apagar el despertador ¡sacrilegio!. Hay que coger ese vuelo y estar en la cola de facturación los primeros (a poder ser) ¡menudos nervios!. - Los destinos varían según la época: un año tribus ancestrales, otro safari en busca de animales exóticos, recorrido por yacimientos arqueológicos o senderismo de aventura. Si piensas quedarte en el hotel ¡grave error!, si quieres subir al gimnasio o dormir más: estás poniendo en grave peli