Ir al contenido principal

Palacio Real de Tiébélé (Burkina Faso)

Palacio Real de Tiébélé
Interior del Palacio Real de Tiébélé (Burkina Faso)
Tiébélé es una ciudad de Burkina Faso que queda situada a unos 180 Km. al sureste de Uagadugú, cerca de la frontera con Ghana. Es la capital del País Gurunsi, también conocido como País Kassena que presenta una arquitectura particular de casas fortificadas con muros coloreados. Las viviendas son pintadas anualmente por las mujeres del pueblo y en ellas se representan cenefas con una interesante simbología. Las casas están construidas como hace miles de años: con barro, madera y paja de la zona. Sus paredes están decoradas a mano con originales pinturas y bonitos grabados geométricos; una práctica que se remonta al siglo XVI.

Palacio Real de Tiébélé
En las casas rectangulares viven las parejas más jóvenes de los Kassena
Las casas del País Kassena son de tres tipos: redondas o draa (en lengua kassena) con techo cónico de paja y reservadas para que vivan los hombres solteros. Las casas en forma de ocho o dinian están destinadas a las parejas más ancianas y a los niños de corta edad que son educados por la abuela en pequeños en los hábitos y tradiciones ancestrales de los Kassena. Los dinian son las viviendas más importantes de la aldea, ya que albergan el espíritu de los antepasados. Por último, las casas rectangulares o mangolo son las viviendas reservadas para las parejas más jóvenes.

Palacio Real de Tiébélé
Desde el tejado de cualquier casa del recinto del Palacio Real de Tiébélé pueden verse las formas de las casas
El lugar más representativo y más importante del País Kassena es la Cour Royale de Tiébélé, más conocida como el Palacio Real de Tiébélé. El recinto formado por un espacio circular desigual alcanza una extensión de 1'2 hectáreas. Aquí se dan cita todos los tipos de construcciones de la etnia Kassena que, a principios de la temporada seca, entre noviembre y diciembre, las mujeres Kassena reparan con esmero sus importantes pinturas murales. Tras amontonar estiércol de vaca y barro, se reúnen todas las mujeres disponibles para llevar a cabo la decoración exterior de las viviendas. Los motivos utilizados son símbolos que se repiten de forma aleatoria a gusto de cada artista. Varía el tamaño, la disposición y el número de símbolos representados. Los más habituales son:

Palacio Real de Tiébélé
El triángulo es el símbolo más utilizado para decorar las viviendas de los Kassena
El triángulo que representa un trozo de calabaza o zimboré; es el signo femenino por antonomasia y el más utilizado. La calabaza una vez secada, se utiliza para beber agua y es usada por las mujeres como utensilio de cocina. Para la etnia Kassena es cuchara, vaso, plato y cuenco, pero además tradicionalmente se rompe una calabaza cuando una mujer fallece. Representa a la vez la vida y la muerte de lo femenino.

Palacio Real de Tiébélé
La red de pesca se dibuja en el Palacio Real de Tiébélé para recordar la superviviencia en época de hambruna
Otro signo o dibujo utilizado en estas decoraciones murales Kassena es la red de pesca. A pesar de que Burkina Faso no tiene salida al mar, los hombres Kassena tuvieron que marcharse a Ghana para pescar (debido a una gran hambruna sufrida por una mala cosecha). La pesca salvó a los Kassena del hambre y para que perviva el recuerdo y la importancia de saber pescar entre los más jóvenes, se representa este símbolo en las casas del Palacio Real de Tiébélé.

Palacio Real de Tiébélé
En las casas en forma de ocho viven las parejas más ancianas de los Kassena con los más pequeños
La agricultura es la actividad más importante de la etnia Gurunsi. El mijo, sorgo y ñame son sus principales cultivos junto al maíz, arroz, cacahuetes y alubias. Algunos de estos alimentos también son representados en los muros de Tiébélé, así como los árboles más comunes de la zona: el baobab, néré, kapok y karité. En la sociedad Gurunsi las decisiones son tomadas por el Consejo de Ancianos que está formado por los más viejos de cada uno de los linajes del pueblo. Los Gurunsi o Kassena creen en un Dios creador supremo cuyas ofrendas ocupan un espacio central en cada aldea. 

Palacio Real de Tiébélé
La decoración en damero de las casas de los Kassena es un símbolo de protección
En la puerta de entrada del Palacio Real de Tiébélé verás un montículo de tierra donde han sido enterradas multitud de vasijas de barro con las placentas de los bebés nacidos en Tiébélé. Cuánto más alto es el montículo, más prestigio tiene la aldea. Antes de entrar en la Cour Royale de Tiébélé también verás un conjunto de piedras que rodean una piedra de mayor tamaño, no se pueden fotografiar.

Burkina Faso
Los árboles son sagrados para los Kassena, en especial los baobabs
Nos encontramos en el lugar donde los jefes de las tribus de la región se reúnen para tratar temas de la comunidad, por supuesto que la piedra mayor es para el jefe de Tiébélé. Tampoco se permite a los extranjeros sentarse bajo el árbol donde se sientan los hombres más importantes de la aldea, de hacerlo se convertiría automáticamente en esclavo del Palacio Real de Tiébélé y se le reservarían los peores trabajos, como: dar de comer a los caballos y barrer el suelo.

Palacio Real de Tiébélé
La tortuga es el tótem de la Familia Real de Tiébélé
Las pinturas murales de los Kassena sirven para proteger las paredes de las casas durante la estación de las lluvias, pero también se utilizan para invocar la protección de los espíritus. La representación de la tortuga representa el tótem de la familia real y sus miembros tienen prohibido comer su carne. Las patas de pollo hacen referencia a una de las ofrendas más importantes de los Kassena. Funcionalidad, misticismo y arte se dan la mano en el Palacio Real de Tiébélé que desde 2012 aspira a ser reconocido Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Comentarios

Entradas populares de este blog

La Roca Foradada de Cantonigròs

Quizás para muchos la Comarca de Osona les suene bastante lejana y desconocida a pesar de que se encuentra en la provincia de Barcelona. Seguramente no es la región más visitada de Catalunya, pero esconde poblaciones encantadoras y lugares que parecen sacados de un cuento medieval. Nos encontramos en el interior, a 15 kilómetros de Vic (ciudad que recomiendo visitar) y a 80 kilómetros de la ciudad de Barcelona, pero os va a parecer otro mundo. 
Hoy toca calzarse las botas de montaña y colgarse la mochila bien aprovisionada de agua, tentempiés y espíritu de caminante. Atentos, ahora viene lo más difícil, situar en un mapa los nombres de Santa María de Corcó, L'Esquirol y Cantonigròs con la única intención de visitar La Roca Foradada. Seguramente hay que estar loco, para hacer una escapada sólo para ver un agujero en una pared de piedra, sí, aunque en defensa de mi cordura diré que no es un agujero cualquiera.
Junto al Campo de Fútbol de Cantonigròs encontraremos un sendero en baja…

Villa Quijano: El Capricho de Gaudí (Comillas, Cantabria)

Una de las primeras obras del arquitecto Antoni Gaudí, que se conservan en la actualidad, es la casa que diseñó para Máximo Díaz de Quijano. Un soltero acaudalado, concuñado de Antonio López López primer Marqués de Comillas, que necesitaba una villa de veraneo en Cantabria.
Corría el año 1883 (diez años antes de que se declarara el modernismo de Víctor Hortacomo estilo arquitectónico en Bruselas), en San Petersburgo se iniciaban las obras de la Iglesia de la Resurrección de Cristo, y dirigiendo la construcción que comenzaba en Comillas, se encontraba un compañero de promoción de Gaudí de la Escuela de Arquitectura de Barcelona: el arquitecto Cristóbal Cascante Colom. Con las órdenes que recibía de Gaudí desde Barcelona (el arquitecto se encontraba levantando la Casa Vicens y no podía desplazarse hasta Comillas) y con una minuciosa maqueta y multitud de planos detallados se creó El Capricho de Gaudí que se terminaría en 1885. La casa destaca por su llamativo color y esa reminiscenci…

La Alhambra de Granada: nuestra joya nazarí

MuhammadI fundó en el año 1238 una nueva dinastía; la DinastíaNazarí que construiría la ciudad más hermosa de la Península Ibérica. El últimoreinomusulmán de Occidente en Europa duraría hasta el año 1492, dejando para la posteridad uno de los monumentos más bellos del mundo: la AlhambradeGranada. Es el legado musulmán más apreciado de la arquitectura islámica en Europa y una de las joyas más exquisitas del arte nazarí.

La Alhambra de Granada está situada sobre una colina llamada Sabika que ya desde época romana había sido habitada y de la que destacaba la riquezadeagua y una particular tierra arcillosa de colorrojo. Dicen que la tonalidad de la tierra pudo dar nombre al conjunto: al-Qalaal-Hamra que significa “Fortaleza Roja”, pero hay quien dice que el nombre le viene de las antorchasyfogatasencendidas por la noche, para seguir trabajando en su construcción. La generosidad de la tierra y la abundancia de agua aseguró cosechas, frutales, huertas y jardines. Y después de tantos siglo…