Ir al contenido principal

Palau del Baró de Quadras (Barcelona)


Pocas guías de Barcelona se hacían eco hace algunos años de este hermoso edificio. Desconozco el motivo de ese error, ya que el edificio en cuestión se encuentra en una de las vías principales de la ciudad condal junto a otros magníficos edificios, pero lo cierto es que esta residencia urbana -construida en el año 1904 para el Barón de Quadras- es una delicada joya. Está a camino de una mansión modernista y un palacete de estilo gótico. El responsable de la edificación fue el arquitecto Josep Puig i Cadafalch (1867-1957) que junto a las piezas fabricadas por otro genio; el escultor Alfons Juyol i Bach, hicieron de esta residencia una maravillosa obra de arte.

El Palau del Baró de Quadras es un buen ejemplo de diseño y elegancia. Destaca la fachada, con un hermoso balcón de grandes dimensiones, que conjuga formas góticas y platerescas, y que presenta abundante decoración floral y escultórica. La reja de la puerta de entrada y las lámparas de forja que alumbran el vestíbulo. Los elaborados interiores y cada detalle en piedra, madera o porcelana vidriada, que la hacen ser un cofre repleto de diferentes gemas, a cual más exótica e interesante.

Durante un tiempo fue la sede del Museo de la Música, en la primavera del 2003 el edificio abrió sus puertas como sede de la Casa Asia; una institución que ayuda al conocimiento sobre las sociedades de Asia y el Pacífico y que se ha trasladado al Pabellón de Sant Manuel, en el Recinte Modernista de Sant Pau.

Desde el año 2013 el palacio es sede del Institut Ramon Llull que promueve la lengua y cultura catalana.


Más información: Monumento histórico artístico de carácter nacional. Dirección: Avinguda Diagonal 373, 08008 Barcelona. Horario: de martes a sábado de 10 a 20 h. Domingos y festivos de 10 a 14 h. 

Comentarios

Entradas populares de este blog

La Roca Foradada de Cantonigròs

Quizás para muchos la Comarca de Osona les suene bastante lejana y desconocida a pesar de que se encuentra en la provincia de Barcelona. Seguramente no es la región más visitada de Catalunya, pero esconde poblaciones encantadoras y lugares que parecen sacados de un cuento medieval. Nos encontramos en el interior, a 15 kilómetros de Vic (ciudad que recomiendo visitar) y a 80 kilómetros de la ciudad de Barcelona, pero os va a parecer otro mundo. 
Hoy toca calzarse las botas de montaña y colgarse la mochila bien aprovisionada de agua, tentempiés y espíritu de caminante. Atentos, ahora viene lo más difícil, situar en un mapa los nombres de Santa María de Corcó, L'Esquirol y Cantonigròs con la única intención de visitar La Roca Foradada. Seguramente hay que estar loco, para hacer una escapada sólo para ver un agujero en una pared de piedra, sí, aunque en defensa de mi cordura diré que no es un agujero cualquiera.
Junto al Campo de Fútbol de Cantonigròs encontraremos un sendero en baja…

La Alhambra de Granada: nuestra joya nazarí

MuhammadI fundó en el año 1238 una nueva dinastía; la DinastíaNazarí que construiría la ciudad más hermosa de la Península Ibérica. El últimoreinomusulmán de Occidente en Europa duraría hasta el año 1492, dejando para la posteridad uno de los monumentos más bellos del mundo: la AlhambradeGranada. Es el legado musulmán más apreciado de la arquitectura islámica en Europa y una de las joyas más exquisitas del arte nazarí.

La Alhambra de Granada está situada sobre una colina llamada Sabika que ya desde época romana había sido habitada y de la que destacaba la riquezadeagua y una particular tierra arcillosa de colorrojo. Dicen que la tonalidad de la tierra pudo dar nombre al conjunto: al-Qalaal-Hamra que significa “Fortaleza Roja”, pero hay quien dice que el nombre le viene de las antorchasyfogatasencendidas por la noche, para seguir trabajando en su construcción. La generosidad de la tierra y la abundancia de agua aseguró cosechas, frutales, huertas y jardines. Y después de tantos siglo…

El recinto modernista de Sant Pau: un hospital Patrimonio de la Humanidad

Las obras de construcción del Hospital de la Santa Creu i Sant Pau se iniciaron en 1902 y fueron toda una revolución para la arquitectura hospitalaria. El proyecto puso una atención especial a los espacios abiertos, la luz solar y el aire fresco, para ofrecer a los enfermos un confort y un cuidado hasta ese momento nunca vistos. Su función como hospital, iniciada en 1930, finalizó en 2009 y muchas guías en papel anteriores al 2010 ni siquiera lo mencionan. Desde entonces, el recinto modernista de Sant Pau se ha ido rehabilitando y distintos espacios se han abierto al público. Las exposiciones con información y fotografías ofrecen un recorrido por la historia del edificio con artículos publicados en su época, información de cómo era el antiguo Hospital de la Santa Creu i Sant Pau y cómo ha evolucionado la medicina gracias a la exposición de instrumental médico de principios del siglo XX.Pabellón de Administración Lo primero que ve el visitante que llega al recinto modernista de Sant Pau…