28 junio 2013

El efecto del Sol de Medianoche


El Sol de Medianoche es un cautivador fenómeno natural que ocurre anualmente en las zonas más septentrionales del planeta y que mantiene el día más largo y acorta la noche a su más mínima expresión. El concepto noche desaparece y las calles y negocios permanecen cerrados mientras inexplicablemente uno se pregunta dónde está la gente a las doce de la noche. Por supuesto, las calles están desiertas y la gente duerme, pero para el visitante o viajero que se encuentra por primera vez delante de este fenómeno, es una experiencia única y difícil de asimilar. Hay tan buena luz que uno no se iría a dormir nunca.

En Laponia Sueca disfrutan del Sol de Medianoche durante las semanas que preceden al solsticio de verano y hasta aproximadamente mediados de julio. Unos poquitos meses donde se puede disfrutar de una temperatura agradable de día -entre los 20 y 30ºC.- pero que irá descendiendo a medida que se acerca la “noche” a cotas entre los 10 y 5ºC. Este descenso de temperatura acompaña normalmente a las horas que conocemos como horas nocturnas, sin que para ello haga falta que el sol desaparezca del todo.

Es uno de los fenómenos atmosféricos más encantadores del verano sueco y que esconde la mayor paleta de color en sus atardeceres. Atardeceres rosas, naranjas, morados y azules desfilan ante los ojos entusiasmados del “slow traveller” y del fotógrafo compulsivo.

Si además añadimos a esta luz mágica curiosidades atmosféricas como la niebla baja, el paseo diurno a hora nocturna, no tiene nunca fin. El insomnio no viene producido por la luz que entra por la ventana, si no por el entusiasmo que despierta el vivir el máximo de tiempo el Sol de Medianoche.


Toda la información generada en Redes Sociales sobre el Blogtrip a Laponia Sueca, se puede consultar con el hashtag #LaponiaSueca.

Si te ha gustado este texto y quieres seguir leyendo sobre Laponia te invito a descubrir el Café Lanthandeln Nordanå.

No hay comentarios:

Se ha dicho en Planeta Dunia

Páginas vistas en total