02 enero 2013

Pulau Selingaan (Malasia)



Pulau Selingaan es una isla paradisíaca del estado de Sabah (Malasia), donde se ha creado una reserva para proteger a la tortuga verde, actualmente en peligro de extinción. Ocho hectáreas de paraíso tropical para los que visitan esta isla del Pacífico y para quienes deberían habitarlo: las tortugas del mar de Sulú.

Un pequeño complejo ofrece alojamiento a quienes quieren vivir la experiencia del desove de la chelonia mydas. Carece de luz eléctrica y es lo más parecido a vivir como Robinson Crusoe que he experimentado. La falta de comodidades es compensada por las playas de arena blanca y las aguas cristalinas que permiten hacer snorkel cerca de la orilla y contemplar la fauna que ahí vive.

Las tortugas verdes llegan a esta playa a desovar durante todo el año, aunque el período con más actividad es entre los meses de julio y octubre. El personal que trabaja en la reserva avisa del avistaje de tortugas al caer la tarde. Los huevos recién depositados en la orilla son trasladados a un lugar de incubación preservado, que no es otra cosa que una zona vallada en el centro de la isla y que sirve para proteger a los huevos de los ataques de depredadores, especialmente varanos acuáticos; una especie de lagarto gigante. Después del período de incubación, los huevos se abren y las crías son liberadas al mar en distintos lugares de Pulau Selingaan para evitar al máximo que mueran en manos de los depredadores ¡divide y vencerás!

Las tortugas recién nacidas se dirigen instintivamente hacia el mar y el agua de las olas las arrastra lejos de la costa, hasta que las mismas crías son las que nadan con fuerza hacia mar abierto y allí desaparecen hasta el momento en que, ellas sean las que vuelven al lugar donde nacieron a desovar sus propios huevos.

Saber que existe un lugar así donde cuidan a las tortugas, es formidable.

No hay comentarios:

Se ha dicho en Planeta Dunia

Páginas vistas en total